Entradas

Mostrando entradas de marzo, 2011

Sin rastro

Imagen
Supongo que no todos los lectores serán lo suficientemente frikis para estar enterados, pero el próximo sábado se celebra en Madrid la quinta edición de la Marcha Zombi, en la que todos los muertos vivientes que deseen participar podrán recorrer, tambaleándose por supuesto, un itinerario que empieza frente al Pabellón de Deportes de la Comunidad y termina en la Plaza del Carmen, pasando por Chueca, Fuencarral y Montera, entre otras calles.
Lo cual resulta curioso porque pocas ciudades hay en el mundo como la capital de España, en las que los fallecidos se hayan movido tanto de un lugar a otro. Sólo que cadáveres auténticos. La cosa es más grave de lo que parece porque, lamentablemente, así se ha perdido el rastro de muchos restos ilustres; no los encontraría ni Anthony Lapaglia

Entre ellos figura, por ejemplo, Cervantes, del que se sabe que fue enterrado en el convento de las Trinitarias en 1616 pero sin determinar el lugar exacto. Este cenobio está casualmente en la calle Lope de Veg…

Barcelona patibularia

Imagen
Hoy toca un paseo por algunos de los lugares más históricamente bellos y románticos de Barcelona; pura poesía. Es curioso. Uno de los lugares de Barcelona que mejor reflejan actualmente la modernidad y la pujanza económica, la Plaza de España, fue en otro tiempo un descampado en el que habitaban mendigos y vagabundos. Donde hoy se sitúa la puerta de entrada al recinto en el que se celebran congresos y simposios, marcada por las dos torres de inspiración veneciana, antes sólo había montañas de basura y, en vez de la fuente, una cruz cubierta por un baldaquino gótico daba nombre al lugar: Creu Coberta (derribada en la segunda mitad del siglo XIX para urbanizar el entorno).
 Pero algo más tétrico caracterizaba el sitio. Hasta 1714, en que fueron trasladadas a la Ciudadela, cinco horcas fijas separadas entre sí por una cincuentena de pasos (estar "en la quinta horca" es una expresión que se usó durante mucho tiempo para designar algo muy lejano) servían a la Justicia para las eje…

De pintxos por Bilbao

Imagen
Si uno acude a la Wikipedia buscando la palabra pincho encontrará que la definen como una ración de comida sujeta a una pequeña rebanada de pan con un palillo, de ahí el nombre. Este palillo no sólo serviría para sostener el conjunto sino para que después el camarero calculara la cuenta a cobrar contando el número de ellos dejado por los clientes. Porque, añaden, el pincho se diferencia de la tapa en que no se sirve gratis con la bebida.
No obstante, quien visite el País Vasco podrá descubrir que los pintxos, como escriben allí, son algo más que eso. Se han convertido en una de las puntas de lanza -muy apropiada la metáfora- de la gastronomía local hasta el punto de que en algún foro -y hay montones de webs y blogs sobre el tema- los he visto descritos como obras culinarias en miniatura. Y es cierto: mezclas de sabores, colorido, varios ingredientes distintos y, en muchos casos, ausencia del palillo en cuestión o su sustitución por una cucharilla de loza.
Son un ejemplo de cómo convert…

El Diablo en Toledo

Imagen
Toledo es una de las ciudades más fascinantes de España y una de las que mayor cantidad de leyendas misteriosas acogen en sus crónicas. Hace un par de años incluso se publicó una curiosa novela con argumento basado en los Mitos de Cthulhu lovecraftianos que tenía esta ciudad como escenario.
Callejones retorcidos, pasajes estrechos a recorrer por escalinatas desvencijadas, cavernas subterráneas que habrían originado el mito de la destrucción del reino visigodo, la famosa coexistencia de las tres grandes culturas (cristianismo, islamismo y judaísmo), historias de brujería y hechos esotéricos legadas a la posteridad gracias a la labor de la afamada Escuela de Traductores...
Considerada una de las capitales religiosas de España, resulta paradójico que en la Catedral toledana se pueda encontrar una Puerta del Infierno, al igual que hay también -bastante cerca, por cierto- un callejón del mismo nombre y otro bautizado como del Diablo (foto). El origen de esos apelativos es incierto y sólo se …