Entradas

Mostrando entradas de junio, 2013

El rocambolesco viaje a Brasil de Toni Kuakman (II)

Imagen
Continuando el relato iniciado en el último post, el inefable Toni Kuakman les cuenta la segunda parte de su rocambolesca peripecia para viajar de España a Brasil.
Justo el día antes de marchar, se me ocurrió ojear el plan de viaje y ¡horror! me dí cuenta de que el billete de avión de Barcelona a Río de Janeiro incluía una escala enSao Paulo con cambio de aeropuerto. Una vez más contra reloj, tuve que buscar en Internet información sobre cómo trasladarme de un complejo a otro.
El tiempo que me daban para era a todas luces insuficiente, puesto que tenía que recoger la maleta, pasar por aduana, cruzar la ciudad y volver a facturar para embarcar hacia Río. Les informo de que Sao Paulo es una ciudad de unos 9 millones de habitantes y los aeropuertos están separados 27 kilómetros, dándose el caso de que el de llegada se halla en el centro urbano y aterrizaba en hora punta. ¿Podía ser peor?
Podía, podía. A la hora de despegar de El Prat el avión ni siquiera estaba en el aeropuerto, por lo…

El rocambolesco viaje a Brasil de Toni Kuakman (I)

Imagen
En un lugar de Asturias, de cuyo nombre no quiero acordarme, no ha mucho que vivía un viajero de los de maleta en astillero, cámara antigua, billetero flaco y pies no muy corredores... Por una vez y sin que sirva de precedente (o por primera e inaugurando una tradición, dependerá de sus aplausos), voy a contarles una historia viajera vivida por otra persona. Son las rocambolescas peripecias de Toni Kuakman, que hay que leer para creer: a veces las vacaciones pueden complicarse hasta convertirse en una pesadilla. Lo cual las vuelve perfectas para este blog, claro. Pónganle como fondo la banda sonora de Nino Rota para el 8 y 1/2 de Fellini, el Maná Maná de Barrio Sésamo o la sintonía de Benny Hill (si se lo imaginan todo a cámara rápida ya ni les cuento) y ustedes mismos aportarán las carcajadas, como me pasó a mí. Esta es la primera entrega, contada de su puño y letra:
¿Qué tiene de bueno que un amigo se vaya a trabajar a Río de Janeiro? Que puedes ir a visitarle sin demasiado gasto…

El castillo de Drácula

Imagen
De pronto me dí cuenta de que el conductor guiaba los caballos hacia el patio de un inmenso castillo en ruinas, en cuyas altas y oscuras ventanas no se veía un solo resplandor, y cuyas almenas desmoronadas recortaban sus melladas siluetas contra el cielo iluminado por la luna.
Drácula (Bram Stoker)  
Este párrafo que acaban de leer es la primera y fantasmagórica imagen que tiene Jonathan Harker del castillo del conde vampiro al coronar el Paso del Borgo, que separa Bistrita de Vatra Dornei (o, lo que es lo mismo, las regiones de Transilvania y Moldavia) y del que hablé en el último post. El caso es que hoy en día, entre los muchos chalés construidos allá arriba, también se alza un castillo de Drácula. O, para ser exactos, el Hotel Castel Drácula, que hay que sacarle el jugo a los atractivos turísticos nacionales, aunque sean tan estrambóticos -y divertidos, hay que reconocerlo- como éste.
Es un negocio reciente, por lo que no se trata de un edificio histórico aunque tiene una parte qu…